Análisis en DxO Mark de los nuevos modelos de Nikon, Sony y Pentax

Editado el 09/11/2010 por Wiggin

Después de los resultados publicados para la Pentax K5 y la Sony A55 le ha llegado el turno -que muchos estábamos esperando– a la Nikon D7000. Hay muchas sospechas de que los sensores parten de la misma base de 16mpix de Sony con variaciones según las especificaciones de diseño de cada fabricante, pero su origen común hace que tanto los datos (como el tamaño de pixel 4.73-4.75-4.77 micras) como los resultados (en el caso de Pentax y Nikon) sean similares. Las diferencias de acuerdo con las propias guías de DxO Mark para interpretar los resultados de sus test son irrelevantes.

Sin embargo, las diferencias con la generación anterior de sensores que montaba la Nikon D90 o con la competencia en forma de las Canon 7D/60D son más que apreciable, y si bien en ruido no son tan notables, en términos de rango dinámico son un pequeño abismo.

14 pasos de rango dinámico son muchos pasos, aunque en el caso de Sony habrá que esperar a ver el sensor montado en una cámara superior por que la actual, con un conversor de 12 bits, no parece exprimir todo lo que da si el sensor. En esa clasificación sólo se les acerca la Nikon D3x, nada menos.

Todo parece resultar que tanto Nikon como Pentax han juntado un sensor con un rendimiento excepcional con un cuerpo muy avanzado pero a la vez ligero y con un precio más que ajustado. La competencia va a tener que ponerse las pilas.

Visto en XatakaFoto y Fotoactualidad | Por Félix Sánchez-Tembleque (wiggin)

Comments are closed.