El Nokia N8: una ventana al futuro.

Editado el 01/10/2010 por Goldenblatt

Está a punto de salir a la venta el nuevo móvil N8 de Nokia, del que ya os hablamos aquí, el primero con verdaderas aspiraciones fotográficas.

Con un sensor de 12MP del mismo tamaño que el de las mejores cámaras compactas, una luminosa focal fija Carl Zeiss de 28mm f2,8 equivalente, flash y controles fotográficos básicos como compensación de exposición o nivel ISO parece prometer una calidad cercana a las compactas de gama baja.

Aún es pronto para comprobar si estas expectativas se cumplen. Dentro de poco Internet se llenará de análisis detallados, pero por ahora en Quesabesde han tenido un breve acceso a una unidad de preproducción y han publicado unas interesantes opiniones sobre el mismo, así como algunas fotos de muestra, que aunque obtenidas en unas condiciones poco apropiadas para sostener un análisis si sirven para intuir de lo que este juguetito es capaz. Aqui teneis una de esas imágenes y un recorte al 100%:

El principal debate que está generando este nuevo modelo de Nokia es si de verdad es capaz de producir fotografías de calidad y si este paso supone el principio del fin para el mercado de las cámaras compactas.

Personalmente creo que sí va a dar esa calidad suficiente. Y si no lo hace da igual, porque entonces lo hará el próximo modelo de Nokia o de cualquier otro fabricante. Y el que, por necesidad o capricho compre primero comprará caro y con imperfecciones, pero esto ya es el presente y al igual que ahora existen alternativas serias al iphone por menos de 100 euros dentro de poco cualquiera podrá tener un teléfono con estas características.

¿Significa esto que desaparecerán las cámaras compactas? Si. O no. Creo que lo que si es cierto es que el vasto nicho de mercado que actualmente supone se va a reducir de forma significativa en la gama baja en favor de estos nuevos teléfonos (para aquellos consumidores en los que la comodidad prima sobre la calidad de la imagen) así como en la gama más alta por parte de las cámaras sin espejo con objetivos intercambiables (para los que priman la calidad), en cuanto baje el precio de ambas novedades. Las compactas quedarán solo para aquellas tareas/fotógrafos para las que una compacta sea la mejor opción, pero nunca más será la única opción.

Cada vez hay más herramientas y formatos a nuestro alcance y ninguno es mejor a los demás sino que se posicionan como complementarios. Y mientras que las actualizaciones de cámaras convencionales cada vez están más estancadas son los nuevos conceptos de cámaras que están surgiendo los que están creando verdaderas posibilidades nuevas.

Hasta hace poco el equipo soñado para mucha gente era la reflex más avanzada. Ahora como aficionado, en cambio, puede que  no tenga sentido gastar dinero en comprar el sustituto de un modelo de cámara actual, sino usarlo en rellenar alguno de esos huecos que el mercado está creando. Ahora sería envidiable el fotografo que dispusiese de un nokia N8, una compacta tipo S90, una compacta avanzada tipo canon G9, una EVIL cualquiera, una reflex APS-C cualquiera y una reflex de formato completo (aunque estas cámaras tuviesen unas cuantas “generaciones” de antiguedad). Y que supiese usar la más adecuada a cada situación, claro.

Publicado por Chano Reus – Goldenblatt

Comments are closed.