En busca del Martin Pescador

Editado el 04/09/2008 por Aitor Peña Inclán

Os traemos un interesantísimo reportaje sobre como conseguir espectaculares fotografías del martín pescador y no morir en el intento. A cargo de Juan Carlos Cruz ( jcarolvs ) y José Luis Rodríguez ( JLRodriguez ). NO OS PERDAIS EL VIDEO QUE APARECE AL FINAL DEL RELATO.

* No confundir con el anterior reportaje que os pusimos hace tiempo a cargo de otro Jose Luis Rodriguez y tambien acerca del martín pescador.

RELATO Y FOTOGRAFIAS : Juan Carlos Cruz ( jcarolvs ) y José Luis Rodríguez ( JLRodriguez ).

Bueno, el equipo de moderación de Caborian nos ha pedido que si podíamos realizar un tutorial para fotografiar martines pescadores. El caso es que no nos vemos capaces de realizarlo, por lo que en este artículo lo que vamos a intentar es plasmar nuestra experiencia con este bello animal, aún a sabiendas que no hemos perfeccionado alguna que otra técnica.

En principio, lo más importante, localizar al animalillo en cuestión. Es fácilmente localizable ya que es un animal sumamente territorial, va avisando con unos pitidos cortos, muy agudos con el que intenta avisar  que “esta zona es mía”. Verlos por el espectacular colorido que se gasta también es relativamente fácil, aunque la velocidad a la que van nos lo complique.

Una vez sabemos que en la zona hay martines, la siguiente tarea será buscar donde tiene sus posaderos preferidos, ya sea para pescar o acicalarse. Normalmente para estos fines utilizan zonas sombrías desde las que los peces no lo pueden ver con facilidad. Nosotros lo que hasta ahora hemos hecho, ha sido esperar a que la ribera que frecuentamos baje su cauce y con ello limitar sus zonas de pesca, cuanto has visto mas de 2 o 3 veces a un martín en el mismo sitio, es hora de comenzar la segunda fase.
Esta siguiente fase consiste en colocarle un posadero bien chulo, limpio de ramas, con el fondo que nos agrade y en la misma zona sombría a la que esta acostumbrado. Hasta ahora nuestra experiencia dice que si no tiene posaderos claros, de un día para otro este que hemos colocado estará mas que aceptado, por lo que ahora solo queda colocar nuestro hide (escondite artificial o natural) lo mas camuflado posible e intentar realizar las tomas que siempre hemos soñado :).

El tema de la foto submarina es mas complejo y es lo que aún no tenemos controlado del todo en cuanto a velocidad e iluminación.

Nosotros lo que hemos llevado a cabo ha sido de la siguiente manera:
En primer lugar, lógicamente, hemos realizado todo lo que hemos relatado anteriormente. Una vez estábamos satisfechos con nuestras tomas, ya se sabe, uno quiere mas, pues ya pensamos, vamos a por la toma submarina.
Comenzamos colocando un bidón de plástico, cortado a una altura superior a la de la charca. A este bidón le realizamos unos orificios lo suficientemente finos para que entrara y saliera el agua, pero que a su vez no permitiera que se fugara la comida del martín, los peces. Estos peces los hemos estado pescando en unas charcas ajenas a la ribera, pensamos que así no le quitábamos su comida natural. No pasaron ni dos días en que los martines tomaran el bidón. Creemos que también fue algo mas fácil porque en esta ribera habían al menos lo que pensamos era una camada de pájaros jóvenes, que claro, al ver la comida tan fácil no dudaban en pescar y deleitarnos con una y otra zambullida. En esta fase aprovechamos para tomar fotos de picados a las zambullidas, entradas al posadero, etc…

¿ El siguiente paso?? La pecera. Para no mosquear mucho a las aves, simplemente dimos la vuelta al bidón y encima, en la misma posición que se encontraba el bidón, colocamos la pecera. Sorpresivamente en un par de días ya estaban pescando en esta también. Una cosa a tener en cuenta cuando se da el paso de la pecera es que sabemos que vamos a tener mucho curro y que no vamos a escatimar empeño, cosas como que el agua se calienta y se queda sin oxigeno ( hay que cambiarla casi a diario), los peces mueren ( hay que reponerlos) hay que pensarlo muy bien. Desde el primer día que la pusimos solo la hemos quitado para limpiarla.
La pecera también hay que pensar en las medidas, no puede ser ni muy grande ni muy pequeña. Para nuestras fotos la profundidad de campo es esencial, por lo que optamos con una de fondo 20 cm. La altura de 30, para que el ave pudiera entrar y zambullirse sin pegar un morrazo con facilidad. Adornarla con ramas y objetos de la ribera le dará un ambiente más natural a la toma también.
La cámara la ponemos a no mas de 50 cm de la pecera y preenfocamos al centro de la misma introduciendo cualquier objeto ( normalmente un destornillador bastante colorido con el que nos resulta mas fácil enfocar a oscuras). Los flashes ( 2) los estamos colocando a los laterales de la pecera, a unos 75 cm de esta. El modo de disparo que hemos usado ha sido por cable, unos 7 metros de cable y nosotros “cómodamente” sentados en el hide.

Ahora viene lo que nos ha traído y nos trae de cabeza, el tema iluminación de la foto. Nosotros hemos intentado varias opciones y la que mejor nos ha ido ha sido la de dar velocidad a la foto, un mínimo de 1/1600, flash de relleno y el ave queda medianamente bien congelado. Hay que pensar que en esta foto hay varias variantes, no es solo parar el pájaro, ya que cuando se zambulle, las burbujas de agua que lleva a su alrededor hacen que prácticamente no se vea, por lo que son milésimas de segundo en la que al menos a nosotros nos queda bien, es cuando el ave “ toca fondo” y comienza el ascenso, el resto nada, no nos vale.

Sabemos que hay otros métodos, por ejemplo usando potencia en los flash 1/32, pero a nosotros no nos ha dado resultados, no llegaba a parar totalmente los pájaros.
Por último decir que este año los pájaros ya estaban localizados del anterior, pero desde que colocamos el primer posadero hasta el día de hoy ha pasado aproximadamente un mes de idas y venidas.

En este video podréis ver a los protagonistas en cuestión en acción, esperamos que sea de vuestro agrado

Bueno, esperamos estas vivencias nuestras os sirvan de ayuda y a por el martín ;)
Un abrazo a todos.

Relato y fotos: Juan Carlos Cruz y José Luis Rodríguez.

Comments are closed.