Iniciación a la fotografía macro. Parte II.

Editado el 03/03/2008 por tejeqteje

Parte II. Fotografía de insectos

Capacidad de percepción de los insectos.
Todos los insectos disponen de órganos sensores distribuidos en distintas partes de su anatomía para su orientación y defensa, por regla general son sus ojos compuestos, antenas y una especie de botones (sensores) diminutos de colores brillantes y cristalinos encima de sus ojos. Es también como curiosidad saber que la llamada nupcial de los grillos de matorral con sus intermitentes sonidos al frotar las alas, son captadas sus ondas por una especie de hendidura en forma de oreja que las hembras tienen cerca de las rodillas de las patas delanteras.

Los órganos sensoriales de los insectos están capacitados para percibir el menor roce, vibración o movimiento, así cómo las mas leve onda producida próxima en el ambiente donde reposan, de ahí la dificultad de cazar una mosca al acercar la mano para atraparla. Los insectos nos ven como formas borrosas y con colores extremadamente brillantes como si poseyeran rayos ultravioleta, sus ojos pueden estar capacitados para abarcar unos ángulos de visión increíbles, próximos a cubrir los 360º como es el caso de las libélulas, los ojos compuestos están formados por cientos de celdillas llamadas facetas, cada faceta está compuesta por dos lentes que captan la luz y envían señales a través de fibras nerviosas a su cerebro.

Métodos de aproximación y formas de actuar.
En los lugares donde pululan los insectos, siempre hay un gran movimiento continuo durante el día y también durante la noche, claro que al internarnos allí este movimiento queda alterado, pues los insectos se esconden al intuir peligro, ¿que se puede hacer…? pues lo mejor y antes de interrumpir la vida cotidiana de los bichitos, es asegurarse que está bien poblado el lugar, si nos fijamos que vuelan mariposas, libélulas, abejas o alguna otra especie sobre el verde o pardo manto, es seguro que dentro fluye vida interior, nos adentraremos despacio intentando no hacer ruido al pisar, nos sentaremos o esperaremos unos minutos hasta que a los habitantes del micromundo se les pase la desconfianza, fijándose en las hierbas el movimiento continuo en poco tiempo comenzará otra vez a funcionar.

Moverse con movimientos lentos, evitar golpes o ruidos es muy importante, cámara en mano debemos acercarnos hasta el sujeto a ser posible nunca de frente o si se hace en varias veces para dar confianza a la presa, mejor de lado y a poder ser sin darles sombra y por el lugar opuesto a su cabeza, esto le dará mas confianza al saber que pueden huir con facilidad, una vez situados y quietos el insecto continurá con su labor de alimentación o quién sabe qué… ;-) entonces es cuando se van volando… :-( alguna vez da resultado. ;-)

Distancia de seguridad.
Como ya he comentado anteriormente existe una distancia de seguridad en la que los insectos no pueden dar su confianza y nos permiten acercarnos a ellos, si no rebasamos una distancia comprendida entre 15-25 cm. (de ahí la garantía de mas posibilidades si se usa una óptica de focal larga) es posible que acepten les hagamos fotografías, siempre que no perturbemos su actividad del momento moviendo el lugar donde está encaramado o soltando hierbas, “pestes” u otros elementos indeterminados.

Entornos y horas mas oportunas.
Los entornos ya lo he especificado en comentario de texto anterior, pero es bueno recordar que en donde hay flores hay alimento y donde hay alimento hay vida. En cuanto a las horas mas oportunas para la fotografía de insectos son aquellas igual a las nuestras, por las mañanas nos cuesta desperezarnos, y a la tarde estamos cansados necesitando descansar, por ello y lógica las matutinas y vespertinas son las mas recomendables, las mañanas sobre todo de rocío les cuesta entrar en calor, teniendo que deshumedecer sus alas les lleva un tiempo para que la sangre vuelva recorrer las venaciones; A la tarde después de ardua tarea de tratar de encontrar alimento y pareja ya que los insectos manejan constantemente ambas “labores”. Mejores horas con luz mas equilibrada hasta las 10 de la mañana, tardes desde la 19 hasta que el sol se ponga, buscar los lugares en sombra es recomendable, nublado es de lógica que todo el día.

Es mejor fotografiar en forma individual que en grupo, a menos alboroto y bulto mas oportunidades, mejor dividirse en zonas cercanas, no hace falta estar muy distantes pero sí lo suficientemente separados para no alterar o molestar a los insectos.

Por P. Candela

———————–

Capítulos ya publicados de este tutorial
INICIACIÓN A LA FOTOGRAFÍA MACRO:
0. Introducción
Parte I. Técnicas de trabajo

Próximo capítulo:
Parte III. Fotografía de flores

Comments are closed.